Algunos cuestionamientos sobre el Salón (Inter) Nacional de Artistas, Colombia. Saber- Desconocer.

¿Porqué el Salón Nacional de Artistas Colombianos se convirtió ahora en Salón (Inter) Nacional de Artistas? ¿Es esta la muestra representativa de la comunidad artística colombiana? ¿es este como llamaba Beatriz Gonzáles al Salón Nacional de Artistas Colombianos, el termómetro de arte nacional? ¿es este el espacio en donde los artistas y la sociedad pueden ver, aprender y confrontar el quehacer artístico nacional en todos sus matices? ¿Porqué este Salón siendo un evento oficial no convocó a los artistas para presentar a consideración su trabajo como se hacia en anteriores oportunidades?
       Leer
       Leer

Políticas de la bienalización

¿Por qué desperdiciar otro aliento discutiendo la bienalización del mundo del arte, a la cual una ciudad difícilmente parece capaz de resistirse? ¿Por qué analizar una mega-exposición como Documenta, que -similar a un planeta enano en su órbita – entra en el campo del arte cada cinco años y luego desaparece en las oscuras profundidades del universo? ¿ O la Bienal de Venecia que, con su rutina agotadora, defiende su posición como Art-Olympia y, probablemente, tiene tan poco que ver con el siglo XXI como el resto de Venecia? ¿Son estas villas de arte Potemkinesco, que son construidas y deconstruidas cada dos, tres, o cinco años, realmente tan significativas, como para ser merecedoras de un análisis profundo?
       Leer

A los museos nacionales no les gustan los conflictos

¿Por qué se va del Museo Nacional? Cristina Lleras: Es el resultado de una confluencia de circunstancias. En total llevo más de 11 años. Empecé como contratista de la Curaduría de Arte e Historia. En 2004 me nombraron curadora y en ese tiempo tuve que vivir todo el proceso de desarrollo del plan estratégico del Museo, que culminó oficialmente en 2010, y en 2011 fue el cierre de ese proceso. Desde el punto de vista profesional, y de lo que yo le puedo aportar al Museo, veo que es un buen momento para irme, cierro un ciclo.
       Leer

Absolut Guggenheim

En una puesta en escena netamente digital, la icónica fachada del Guggenheim se transformó en una suerte de pantalla liquida (quizá lo más relevante de todo este ‘branding party’) mientras en su interior el público y la arquitectura llegaban a sus máximos niveles de espectacularización (entre ‘rave’ y entrega de premios de la revista Shock)
       Leer

La última bienal (a propósito de Hal Foster)

La reciente visita de Hal Foster a Bogotá reactivó el Retorno de lo Real y, especialmente, su capitulo El artista como etnógrafo. Por ello, es interesante una revisión del debate en torno la VIII Bienal de Bogotá (2002), en cuya curaduría la propuesta teórica de Foster ocupó un lugar fundamental. La discusión inició con la publicación de la reseña Incesto Académico de Luis Fernando Valencia, crítico de arte antioqueño que hizo parte del Comité de Selección en las anteriores versiones de la Bienal.
       Leer
       Leer

La Bienal del Mercosur (2)

El espectador asiste perplejo a la escena. De un lado, porque un cuadro (que, en su condición de pintura, debería permanecer detenido) se encuentra en movimiento, lo que de inmediato hipnotiza, produce ese encanto que despierta el artificio y la atención se fija descubrir el truco, los detalles del milagro. De otro, porque si Delacroix sabe pintar, Lucas ha sabido copiarlo.
       Leer

La Documenta de los pobres

Esta es la “Documenta de los pobres”, resume Jota Castro, comisario junto a Christian Viveros-Fauné de Dublin Contemporary 2011, un evento artístico equivalente a una bienal pero que se celebrará cada cinco años, la crisis obliga. Lo mejor es que dicha escasez de medios no se nota. La selección de obras y artistas, más de un centenar, mantiene un nivel y exigencia comparables a las de la última Documenta o bienales como la de Venecia. Cerca de setenta obras son específicas para esta exposición y en otros casos han recuperado piezas casi inéditas y de gran interés como la serie de Hans-Peter Feldmann expuesta solo una vez en 1972, que consiste en impresiones de las palmas de las manos de personajes como André Breton, Paul Éluard, Alberto Giacometti o Marcel Duchamp, a los que el artista conoció…
       Leer

Ferienales

Art Basel y la Bienal de Venecia coinciden cada dos ediciones en el tiempo pero, también, en muchos más elementos. Resulta evidente que las distancias entre ferias y bienales empiezan…
       Leer

Debate en Venecia

Lo Inadecuado, proyecto con el que la artista Dora García representa a España en la Bienal de Venecia, ha desatado un intenso debate en distintos medios impresos y electrónicos. Publicamos a continuación la introducción al proyecto, una crítica de Fernando Castro Flórez -una de las primeras y más fuertes- seguida de la igualmente dura respuesta de Dora García.
       Leer

La bienal de Venecia: plataforma de los happy few

El más llamativo de estos deslizamientos telúricos lo protagoniza sin duda la élite de los coleccionistas de arte de élite que, en esta edición, han decidido imponer como el más exquisito e inalcanzable criterio de distinción el disponer de un palazzo sobre el Gran Canal donde mostrar la propia colección de arte contemporáneo.
       Leer

Sobre la 54 edición de la Bienal de Venecia

La Bienal por excelencia presenta una edición que no destaca por la emoción. Algunos gestos: la incorporación de tres Tintorettos como si se tratara de una revolución conceptual, pabellones construidos para la ocasión intentando ser una modificación a la idea del comisariado pero, por encima de todo, un mantenimiento del status quo sobrevuela en Venecia.
       Leer

Construyendo el nido o algunas preguntas incómodas sobre el Salón Nacional de Artistas

Nos cayó en las manos un ejemplar del número 5 y 6 de Independientemente, la publicación dedicada a informar sobre los progresos del 42 Salón Nacional de Artistas. Curiosos, nos pusimos a echarle un ojo y a los tres minutos estábamos riéndonos. Como se trata de un impreso utilitario no vale la pena detenernos en la pobreza de su diseño, pero algo habría que decir sobre su contenido. Porque, la verdad sea dicha, queda uno intrigado por saber cómo es que el Ministerio de Cultura acabó encargándole a gente a todas luces analfabeta no solo la coordinación de estos cuadernos sino la responsabilidad de curar el mismísimo Salón Nacional…
       Leer

Una muestra de artesanía conceptual

Fui de visita a una sala, en Cartagena de Indias, tres veces. Fui a la misma hora todos los días mientras estuve en la ciudad, como si cumpliera con visitar a un enfermo. Iba a ver una exposición de arte. Aguanté dos horas y media el primer día, resistí tres horas el segundo y el tercero alcancé a quedarme otras tres. Había cuatro paredes blancas. En cada pared había piezas: cosas hechas por personas que las habían compuesto con el fin de que fueran puestas allí, en la pared, junto a otras cosas. Yo iba con la misión de guardar en la memoria las cosas que viera, las que me ocurrieran mientras estaba en aquella sala y las que se me ocurrieran mientras veía unas cosas y me pasaban otras. No llevaba cámara fotográfica, de modo que apunté en una libreta lo que veía y observaba: transcribí las fichas técnicas de cada pieza (el autor, la técnica, la fecha), describí cada una de las imágenes que desblanqueaban la pared, y consigné las preguntas que pude hacerme mientras se me cansaba la cintura de tanto estar de pie, mientras se me cansaban las rodillas de tanto estar de pie, y mientras se me cansaba la imaginación de tanto ver cosas que no conseguían llegar a la imaginación pues no parecían querer llegar; pues cada una se rebalsaba de sí misma en su satisfacción de haber sido invitada más que en el acontecimiento de haber sido inventada: la pared, no la mirada del visitante, parecía ser su punto de llegada.
       Leer

Del Salón Abstracto al Salón Concreto

¿Cual es es el diagnóstico del equipo curatorial Maldeojo sobre el Salón Nacional? ¿Qué obras, procesos y aspectos del Salón consideran relevantes? ¿Qué críticas le haría el Maldeojo de hoy al Maldeojo de hace dos años que tanto críticó el Salón Nacional realizado en Cali? ¿En qué casos y entre qué obras se crea un diálogo entre la producción nacional e internacional expuesta en este Salón? Estas son algunas de las preguntas realizadas por Mariangela Méndez, Lucas Ospina, Juan Fernando Cáceres y Jaime Iregui a los miembros del equipo curatorial Maldeojo -Rafael Ortiz, Eduardo Hernández, Manuel Zuñiga- al concluir su presentación en el Encuentro Académico que tuvo lugar el Salón del Rey del Centro de Formación para la Cooperación Española en Cartagena entre el 9 y el 11 de febrero.
       Leer
       Leer

Salón Nacional de Artistas: la musa fea

De las tres musas culturales que han visitado a Cartagena en estos primeros días del 2011, dos parecen ser bonitas y una fea: las atractivas se llaman Festivales, mientras la otra, solo recibe el extraño nombre de Salón. Las bonitas parecen combinar entre sí los valores canónicos y portátiles de la cultura: la primera fue el Quinto Festival de Música de Cartagena, del 6 al 15 de enero, dedicado a Bach y con sus obras interpretadas por “artistas de talla mundial” en más de 20 conciertos públicos y privados (incluyendo un concierto de público cautivo en la cárcel de mujeres). La otra musa buenamoza se llama HAY Festival, del 27 al 30 de enero, una especie de revista oral hecha a partir de animadas charlas en torno a picantes y muy actuales contenidos temáticos de los círculos ilustrados cosmopolitas…
       Leer

Close, so Faraway

No supe nada sobre este Salón Nacional que acaba de pasar. Aunque he leído lo que otros han escrito sobre el certamen, no logro hacerme una idea clara de lo que pasó entre el sol, las olas y las locaciones de película en las que tuvo lugar el más importante evento artístico del país. Y ese no saber, sumado a la confusión que han generado en mi cabeza los textos que he leído y las muy pocas opiniones informadas que he escuchado de quienes sí fueron y de quienes no pudieron ir aunque debieron estar allá, me ha hecho preguntarme por qué no sé nada sobre este Salón del que debería saber algo en vista de que, se supone, soy una persona relativamente enterada de lo que ocurre en el medio, en el campo, en la escena artística nacional.
       Leer

La falsa cuestión del Salón [Nacional] de Curadores

¿Por qué no hay nadie que haya intervenido en la configuración de ese modelo de Salón hablando aquí? ¿Quién de los que lo hizo quiere hablar sobre el actual modelo de los Salones Regionales de Artistas? O, si probablemente tuviera algo que decir ¿Por qué el Asesor del Área de Artes del Ministerio de Cultura aparece como moderador y no como ponente?
       Leer

Buscando Otras Formas

Manifesta, convertido en una fecha más del calendario artístico, ha terminado por rendirse a la mentalidad conservadora que rige el sistema institucional del arte. Manifesta se presentó como otro modo de actuar, como otra aproximación al arte contemporáneo, un lugar para otras emociones, hallazgos y fracasos. El giro hacia la seguridad elimina mucho de lo primero y lo segundo.
       Leer

Balada De La Burocracia Y La Procrastinación

Una institución formalmente en crisis, perseguida por las finanzas, los intereses corporativos y el remordimiento; una dupla de curadores sin proyección ni ambiciones, ya veteranos de varias bienales, más parecidos a cuadros culturales del aparato estatal que a curadores internacionales propiamente hablando; el precedente de un experimento incierto y polémico (la edición de Ivo Mesquita) contra el cual se quiere reaccionar poniendo en juego…
       Leer

Cambio De Gobierno = Cambios En El Salón Nacional

En vez de montar los Salones Regionales en tres ciudades a lo largo de tres meses -como se tenía programado- se llevarán a Cartagena para exponerse al mismo tiempo. Con los escasos espacios de exposición que tiene esta ciudad, ¿cómo se van a disponer las curadurías sin generar una jerarquización en términos de visibilidad?, ¿si el Ministerio de Cultura ya no cubre los gastos de viaje de los artistas que cada curaduría enviaba, a quien le corresponde buscar alternativas de financiación? ¿al Ministerio? ¿a Maldeojo? ¿a los artistas?
       Leer

¿el Salón Nacional Se Replantea?

En esta conversación con Javier Gil -quien hizo parte durante más de seis años de la oficina de Artes Visuales del Ministerio de Cultura- se revisan algunos temas del Salón y se mira hacia el futuro inmediato. ¿Qué se replantea en este Salón en relación con el anterior? Con el cambio de ministro de cultura ¿qué aspectos cree usted que se mantendrán del Salón Nacional y cuales pueden cambiar? ¿Los curadores internacionales invitados al Salón realizan una lectura de los procesos locales antes de elaborar su propuesta curatorial?
       Leer

Carta Abierta Al Ministerio De Cultura

La inauguración un desastre ya que se hizo sin publicidad y solo asistieron un par de personas, la mayoría los administrativos de la institución ¿será que se justifica esfuerzo y gasto para que vayan 10 personas a la inauguración de este importante evento?
       Leer

El Arte Fuera De Sí

¿Qué está pasando con el arte, cuya muerte se anunció tantas veces, para que en pocas décadas se haya convertido en una alternativa para inversores decepcionados, laboratorio de experimentación intelectual en la sociología, la antropología, la filosofía y el psicoanálisis, surtidor de la moda, del diseño y de otras tácticas de distinción?…
       Leer

Campo de Batalla

La maestra Beatriz González hace una visita guiada por “Marca Registrada”, la muestra retrospectiva de los Salones Nacionales de Artistas que estuvo expuesta en el Museo Nacional entre los meses de octubre de 2006 y enero de 2007. Los curadores Cristina Lleras, Ángela Gómez, Carolina Vanegas, Juan Ricardo Rey, Juan Darío Restrepo y Beatriz González, se aproximaron a la historia del Salón desde dos grandes interrogantes: ¿Cuál ha sido la relación del Salón con el arte colombiano? y ¿Los cambios del programa han tenido repercusiones en el arte?
       Leer

Buscando otros modelos de bienal

Si en el proceso de organización de una exposición casi siempre se plantea la urgencia de cuestionar y reformular el dispositivo “exposición” para adaptarlo tanto a las ideas que la sostienen conceptualmente como a las características de las obras seleccionadas, al abordar una Bienal, la reflexión sobre el medio se hace, si cabe, más compleja.
       Leer

Los 15 debates del año

Esta semana de pausa y reflexión es un buen momento para revisar los debates que se han dado en estos primeros tres meses del año, donde se ha discutido en torno a las relaciones del arte con la política, la colección del Banco de la República, el caso de Nicolás Castro, el mercado del arte, el Premio Luís Caballero, la censura en un Salón Regional, la Escuela del Desasosiego y las contradicciones de la crítica en los medios…
       Leer

La bienal del Whitney

Esta edición de la Whitney Biennial, de título 2010, es una exposición timorata y algo roma, sin aristas ni pegada, académica e insólitamente contenida. Con un número muy reducido de artistas participantes y un montaje museístico con escaso margen para la estridencia, no puede evitar dejar en quien la visita una sensación de extrañamiento. A esto no estaba acostumbrado el público de Nueva York, que siempre había logrado encontrar “alguna razón para odiarla”, como se suele decir por aquí, pues es una propuesta más parecida a la serena y canónica tradición del MoMA que a la más ruidosa y, para algunos, enervante del Whitney. En el tono de muchos de los trabajos y en su disposición formal, la bienal que han montado Francesco Bonami y Gary Carrion-Murayari, un comisario de la casa, comparte matices con la organizada por Robert Storr en Venecia en 2007. Ambas están bien armadas pero, aunque se dicen socialmente conscientes, son remilgadas, rehuyen el choque y no quieren problemas…
       Leer

Censuran obra en el Salón Regional Caribe

El pasado lunes, fecha en la que se esperaba que fuera abierta la muestra de HACER DEL CUERPO- 13 SALÓN REGIONAL DE ARTISTAS ZONA CARIBE en las instalaciones de la Fundación Universitaria Tecnológico Comfenalco, a donde por mutuo acuerdo fueron trasladadas las obras de diez artistas que se encontraban en un principio en la Institución Educativa Nuestra Señora del Carmen (y que por motivos académicos sólo prestó sus instalaciones hasta el 24 de enero pasado), fueron censuradas las obras de dos de nuestros artistas.
       Leer

La libertad en la expresión artística

Ya hemos debatido ad nauseam sobre la administración del Luis Caballero y las propuestas de los artistas, por supuesto, sólo con el ánimo de que no termine como el Premio Botero, sin pueblo, sin crítica, sin esfera pública. Ahora, sobre el Salón de Arte Bidimensional se ha dicho poco porque no es mucho lo que hay que decir, así la convocatoria, con su precariedad conceptual, tenga acogida aún en los artistas colombianos. ¿Para qué organizar eventos que discriminan positiva o negativamente prácticas artísticas? ¿Para salvar de su ruina –supuestamente– a las llamadas –de manera obsoleta– prácticas bidimensionales? ¿Ante el empuje de los nuevos medios, por sí solas aquéllas en verdad no pueden prosperar? ¿El Estado tiene necesidad de implementar pedagogías universitarias para evitar su declive final? ¿Promover sólo la práctica de sus técnicas sin orientación conceptual clara las puede mantener vivas. Yo no creo. El Estado está en libertad de discriminar positivamente algunas técnicas artísticas, lo extraño es que los artistas “bidimensionales” o “tridimensionales” acepten esta discriminación y no exijan estímulos más acordes con las dinámicas contemporáneas del arte, en las cuales se han derrumbado, para bien, las barreras artificiales con que las técnicas artísticas más tradicionales, coartaban la libertad de pensar artísticamente. Fomentar la artesanía es altamente positivo, pero sin mayor amplitud conceptual esto no saca a las prácticas artísticas tradicionales del atolladero en que las ha dejado el empuje de las prácticas contemporáneas como el video y el performance.
       Leer

Salones Regionales de Artistas exhiben la crisis socioeconómica y ética

La retoma de las estaciones de ferrocarril de Sogamoso y Armenia para los Salones Regionales de Artistas de sus respectivas regiones -zona centro y zona centro occidente, respectivamente- no respondía solo a que las obras se veían bien en esos lugares. Caídas como están, estos escenarios de techos altos y paredes enmohecidas revelaban el estado del alma de las propias exposiciones…
       Leer

Arcabuco, my heart will go on

Inauguración de Preámbulo, curaduría de Zona Centro – 13 Salones Regionales 2009. 14 de Noviembre. La música, aunque sea difícil de creer, es de ambiente. Debe ser una de las pocas inauguraciones de arte en el mundo con militares armados con metralleta; casi paseaban mimetizados en el entorno surrealista de la Finca Museo Pensamiento y Libertad. No se si fue un guiño del DJ mañanero lo de la canción… Debe ser más bien la mente de uno, que está torcida.
       Leer

Institución y aniversario

Hace tan sólo diez años hubiera parecido imposible que el ministro de cultura de un gobierno latinoamericano de izquierda (Ticio Escobar, de Paraguay) cumpla funciones como curador general de la principal vidriera artística de un país vecino, la Trienal de Chile. Algo tan natural como la coordinación cultural, en Latinoamérica fue una posibilidad históricamente vedada…
       Leer

Entrevista con los curadores de la Oreja Roja y Preámbulo

El crítico e historiador Santiago Rueda Fajardo entrevista a Mariángela Méndez y Guillermo Vanegas, curadores de los Salones Regionales de la Zona Centro. La Oreja Roja se define como una curaduría que hace más énfasis en el proceso curatorial como práctica de archivo y documentación que en los resultados expositivos. Préambulo busca revisar aquellas manifestaciones donde se re-elabora la iconografía patria y las apropiaciones no formales de lo nacional…
       Leer

Venecia: el discurso es que no hay discurso

Birnbaum dice que para hacer una exposición grande no se necesita un plan maestro. Acabáramos. Ahora sí se comprende la sensación de ausencia de cualquier indicio de discurso visitando el Arsenale y el Palazzo delle Exposizioni. El discurso es que no hay discurso. La idea es que no se necesitan ideas. A no ser que tomáramos las tres palabras claves del texto de Birnbaum como placebos: «bricolaje», «pintura» (sin fin) y «pluralidad».
       Leer

“De Totó la Momposina a Las Malas Amistades”

Como es de conocimiento publico yo viaje a la mayoria de los Salones Regionales basicamente para ver las exposiciones montadas, tambien documente esta experiencia a traves de fotografia y video y en algunos casos entreviste curadores y otras personas relacionadas con las curadurias y exposiciones. Todo esto con motivo de la investigacion curatorial del 41 SNA y tambien de la exhibicion de los regionales en Cali dentro del evento 41 SNA.
       Leer

Una bienal desquiciada

Siguiendo el ejemplo de Jacques Derrida, que inicio su ensayo sobre los expectros de Marx citando la afirmación shakespeareana de que “el tiempo está desquiciado”, quiero empezar estos comentarios sobre…
       Leer

Salones regionales

La estructura de los Salones Regionales tiene para mí la fuerza de una extraordinaria contracorriente que parece capaz de romper el magnetismo tremendo que centra la vida nacional en la…
       Leer

Resistencia y libertad (de opinión) en la Bienal de la Habana

El pasado 27 de marzo se inauguró la Décima Bienal de la Habana, que cumple 25 años de actividad. Se trata de una edición conmemorativa cuyo tema es “La integración y resistencia en la era global”. Además de los artistas invitados, habían una serie de invitados especiales, entre ellos, Tania Bruguera y Guillermo Gómez Peña, quienes el pasado 29 de marzo presentaron sus performances de forma paralela en el Centro Wilfredo Lam. El performance de Tania Bruguera consistió en crear una situación (escenario con un podio, microfonos, dos guardias de la revolución y bastante público extranjero) para que algunos cubanos pudiesen expresar su opinión libremente. La primera persona que hace uso de los micrófonos es Yoani Sánchez, muy conocida fuera* de Cuba por su blog Generación Y -tener un blog es algo insólito en la isla, pues el acceso a Internet es restringido para los cubanos…
       Leer

La pendejada del arte

Los tiempos están cambiando, y no porque algún estadounidense de tez oscura prometa reglas claras, no: “Es la economía, estúpido”. En arte un indicador de la situación económica es el…
       Leer

revisiones históricas

Es interesante rastrear en la historia de los Salones Nacionales otros momentos coyunturales donde los artistas se han quejado de “nuevas” políticas que ponen a “invitados” al Salón Nacional y…
       Leer

diálogos curatoriales

Las curadoras Sofía Hernández (México) y Mariangela Méndez (Colombia) dialogan en torno a la estructura, comunicación y nucleos temáticos del Salón Nacional. Moderado por Jose Horacio Martínez* [audio:http://museofueradelugar.org/sputnik/audio/mariangelasofia.mp3] para bajar…
       Leer
       Leer

Debate Urgente!

El 41 Salón Nacional de Artistas se articuló con base en las 17 curadurías regionales, de las cuales, según los documentos de Comité curatorial, emanaron 3 ejes de reflexión, a partir de los cuales se invitaron a diferentes artistas del país y del extranjero. En primer lugar, sería bueno revisar qué sentido tiene hacer una convocatoria nacional de curadurías regionales en un país que se precia de formar artistas y que no forma curadores, ni críticos, ni dealers, ni galeristas, ni periodistas culturales, ni nada que se parezca, por lo menos en la dimensión y con el énfasis que se requiere. Por tradición, la mayor parte de los “curadores” nacionales son personas que han asumido desde el más parroquial empirismo la labor de curadores y se han forjado en estas labores a golpe de martillo y cincel. Ahora bien, si esta es la convocatoria nacional y si en regiones apartadas difícilmente encontramos “artistas”, imagino que con mayor dificultad encontraremos “curadores”.
       Leer

en torno al salón [4]

María Posse propone que el Salón Nacional funcione como espacio de encuentro tanto de obras como de artistas. [audio:http://museofueradelugar.org/sputnik/audio/entrevistamariaposse.mp3] para bajar el archivo de audio, pulse aquí (se recomienda escuchar…
       Leer

en torno al salón [2]

La curadora Mariangela Méndez nos habla sobre distintos aspectos del Salón Nacional como lo son la plataforma curatorial, su incidencia en los proyectos curatoriales de las regiones, la ausencia de…
       Leer

en torno al salón [1]

Para la antepasada versión del Salón Nacional, Dominique Rodriguez y María Soledad García trabajaron en torno a este evento como tema para lanzar la revista electrónica Paquita. Hablamos con Dominique…
       Leer

Atacan el vacío de la Bienal de São Paulo

Todo estaba preparado para el concierto del dúo de electrónica Fischerspooner cuando un grupo de 40 graffiteros armados con aerosoles lograron romper el cordón de seguridad de la Bienal de São Paulo. Los atacantes rociaron, hasta que fueron reducidos por la policía, las paredes del espacio sin obra, homenaje al vacío del comisario Ivo Mesquita. Los jóvenes protestaban a su manera contra la cita y la decisión de Mesquita de dejar sin obra una de las tres plantas que la componen. La acción había sido convocada en los últimos días por Internet. El forcejeo entre la policía y los graffiteros, que lograron avanzar por las rampas que unen el acceso con la segunda planta, se saldó con una detención y un cristal roto. Y la acción de los jóvenes fue aplaudida por un grupo de visitantes, quién sabe si porque creyeron que aquello formaba parte del programa o porque así expresaban su malestar por la original iniciativa. Es, por otra parte, el mismo desagrado que de otras maneras menos espectaculares mostraban muchos de los visitantes al Pabellón de Oscar Niemeyer en el parque Ibirapuera….
       Leer