Quantcast
Home » Entries posted by Jairo Alberto Cobo

Pablo tiene la mirada china

Por Jairo Alberto Cobo

Pablo tiene la mirada china

Hablar de la obra de Pablo Van Wong de alguna manera me parece una desfachatez de mi parte, pienso que este escrito es una disculpa para hablar de él, doy una vuelta y me digo: desaproveché sus enseñanzas, observo la obra titulada Liberación, no tengo más que manifestar en mi interior: Era un escultor bárbaro. Toda la minucia que inserta en cada fragmento me resulta casi que desesperante, recuerdo su pasividad y pienso en cómo se sentaba a veces, lo veo en mi mente como un contorsionista, evoco su risa y sus burlas el día en que me hizo bailar break dance, una chica de baja estatura y yo realizamos un acto grotesco.

Oficio menor, labor mayor

Por Jairo Alberto Cobo

Oficio menor, labor mayor

Antes que nada debo decir que los vigilantes no son de mi agrado, quizá por eso la vida y el hecho de no pasar diciembre pelado, me llevaron a custodiar las obras en la exposición Protografías. Durante tres meses pasé mi vida entre polvo de carbón, cubos de azúcar, imágenes de Cali y una gripa […]

Ofendido por el arte

Por Jairo Alberto Cobo

Carátula de la fotonovela realizada por Jairo Alberto Cobo con el Colectivo John Jairo para la exposición Historietas del bajo mundo del 14 Salón Regional Zona Pacífico, 2012. Mi pregunta es ¿hay dignidad y ética en el medio artístico colombiano?  muchos dirán que sí, que este es un medio estructurado en la consciencia social debido […]

“El país que tenemos, es el que hemos creado”

Por Jairo Alberto Cobo

“El país que tenemos, es el que hemos creado”

¿Por qué los espacios independientes organizan inauguraciones paralelas a las de los museos, el mismo día, a la misma hora? no sé si es una directriz competitiva que busca dar la pelea, o si por el contrario el oficio de esta acción es pasivo y lo único que espera es recoger migajas de público agotado por la visita a la exposición oficial (del museo). Todo este andamiaje que estructura a los espacios independientes hace posible que se tejan metas concebidas para la formación de públicos, lo que consiguen este tipo de ideas es que el transeúnte del común sea referido como posible capital económico, transformándolo en la excusa perfecta para enviar proyectos al Ministerio o a instituciones privadas que financian proyectos culturales y sociales en el país.

Performance en Cali

Por Jairo Alberto Cobo

Performance en Cali

Las acciones performáticas en la ciudad de Cali se han venido desarrollando desde hace varios años de manera “formal” dentro del circuito artístico.  La aparición de esta práctica en nuestra ciudad se remonta hacia mediados de la década del noventa cuando se dió inicio al primer festival de performance de Cali. El festival de performance […]

Entrevista Rosemberg Sandoval

Por Jairo Alberto Cobo

Todo mi trabajo ha sido polémico, feroz y siempre me han tratado de aniquilar a través de la censura, dándome cuenta de ello desde el principio, me moví en otros lugares del mundo y de América Latina. Mi obra es un desafío contra todo, contra el gusto, contra el dinero, contra el mito del arte y contra la insurgencia conservadora de nuestro país que me desbarató la posibilidad de pertenecer a ella ya que no tenían proyecto político claro y esto es muy grave, porque sin un proyecto político cultural claro se produce un tipo de petrificación en cualquier organización.

¿Funciona la vitrina de Lugar a dudas como plataforma pedagógica?

Por Jairo Alberto Cobo

En este ensayo hablare de la vitrina de Lugar a dudas. La vitrina es un espacio dentro de la fundación lugar a dudas en el que se exponen trabajos de artistas locales o extranjeros, este sitio se encuentra ubicado en la calle15 norte #8n-41 de Santiago de Cali. Lugar a dudas cuenta con una gran cantidad de material de conocimiento (libros, videos, revistas, charlas) que se podría articular un poco más con la propuesta de la vitrina. Si de algún modo los transeúntes del común que pasan y observan las propuestas estéticas de la vitrina tuvieran una mayor familiaridad con todo ese material, a lo mejor se podría por fin dar cumplimiento a las ideas que se esbozan en el discurso que sustenta la practica expositiva de la vitrina. Hay que conseguir que el transeúnte despierte un afán de conocimiento, que se interese más que en ver, en dar respuestas sobre lo que ve, para que ingrese al espacio de la biblioteca de lugar a dudas a nutrirse de todo el conocimiento que reposa allí. De ese modo se lograría que ellos no sintiesen brechas tan grandes entre el arte contemporáneo y sus cerebros.