Quantcast

respuesta 3 a pablo batelli

Pablo, el mensaje que usted cita circuló fue enviado a esferapublica bajo el pseudónimo de chicoychica@yahoo.com, haciendo eco de un grupo de pop español (http://www.chicoychica.com) que empezaba a escuchar por esa época. En ese momento utilicé dicho pseudónimo siendo consciente de que estaba tocando un tema que creía que podría incomodar mi situación laboral: con ese pseudónimo pretendía ocultar mi identidad al interior del grupo de guías del Museo Nacional de Colombia. En esa época (me refiero a la semana que iba del 9 al 11 de junio de 2004) pensaba de forma bastante pretensiosa que un mensaje difundido a través de esferapublica podría cuestionar ciertas prácticas en la administración del Museo con sus colecciones, en ese caso, con la apertura gratuita de las salas donde se encontraban las pinturas de Fernando Botero sin permitir el acceso a los otros espacios exhibitivos del edificio.

Afortunadamente fui iluminado por alguien (mujer, vecina de la ciudad de Bogotá, mayor de veinticinco años, mestiza, de estura media, ojos marrón, estudios profesionales realizados en la capital del país –de quien indicaré su identidad y número de cédula previa solicitud radicada en notaría), que me hizo caer en cuenta sobre la alta dosis de oportunismo e hipocresía que implicaba mi posición. De hecho, llamó mi atención sobre el debilitamiento de mi credibilidad cuando, más o menos tres años más tarde alguien decidiera ventilar eso. En ese momento, decidí seguir su concejo y pasé a firmar mis mensajes con nombre propio.

Aprovecho esta oportunidad que usted, Señor Batelli me da, para hacerle público mi agradecimiento a esa persona: gracias.

Guillermo Vanegas

comentarios